@LopezObrador_ va por #Sonora. @EduardoBoursC el villano que dormía como bebé #Opinión #EnTiempoReal @Jlca007

Ayer se cumplieron 10 años de la tragedia en la Guardería ABC ocurrida en Hermosillo.

Ha sido para los padres de familia de los niños que murieron en el incendio un largo y doloroso peregrinar en busca de justicia.

Las autoridades mexicanas no han logrado después de tanto tiempo definir quiénes fueron los responsables de esos lamentables hechos. Y los que han sido señalados permanecen en libertad.

Es decir, 19 personas ya han sido sentenciadas; sin embargo, por tratarse de delitos culposos (no graves), ninguna de ellas está en prisión. Y a pesar de que los familiares de los menores exigieron que se enjuiciara a los copropietarios de la guardería, ninguna instancia federal o estatal lo hizo.

En 2012, la socia fundadora de la Guardería ABC, Marcia Matilde Altagracia Gómez del Campo Tonella, prima de la excandidata presidencial Margarita Zavala, fue absuelta por el magistrado del primer tribunal unitario del quinto circuito, Pablo Ibarra Fernández.

Al siguiente año, Gildardo Urquídez, ex tesorero del PRI estatal en Sonora y socio de la estancia infantil, también fue liberado de culpa de manera anticipada.

Personajes como el exgobernador de Sonora, Eduardo Bours, así como los ex directores del IMSS Daniel Karam y Juan Molinar Horcasitas, este último fallecido en mayo de 2015, nunca fueron considerados responsables por lo sucedido, a pesar de los señalamientos por negligencia y omisión en su actuación.

Pero esa impunidad parece que está llegando a su fin.

Es hasta ahora que se vislumbra un acto de verdadera justicia, pues la 4T y el nuevo director del IMSS, Zoé Robledo iniciaron una nueva revisión del expediente del incendio de la Guardería ABC.

Al ser un caso emblemático de cómo la corrupción y el influyentísimo puede derivar en hechos tan dramáticos como lo fue el incendio de la guardería ABC y la muerte de 49 niños y 109 heridos, el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador y Zoé Robledo no quieren dejarlo impune, como otros tantos miles de hechos que se van quedando rezagados en los escritorios de la burocracia encargada de impartir justicia.

Durante su conferencia matutina de ayer, el presidente López Obrador se comprometió a reabrir el caso, con lo que la denuncia penal por los hechos se ratificará, ampliará y reforzará ante la Fiscalía General de la República.

Al recordar la pérdida de 49 niños, López Obrador aseguró que cumplirá para que se presenten todos los elementos y pruebas en las indagatorias del caso y solicitará de manera respetuosa, tanto al titular de la FGR, Alejandro Gertz Manero, como a los integrantes del Poder Judicial, actuar con apego a la legalidad para que haya justicia.

“No se trata de acusar por acusar; nosotros no estamos a favor del autoritarismo o de juicios sumarios o de linchamientos públicos, políticos. Nosotros queremos vivir en un auténtico Estado de Derecho.  (…) Los jueces decidirán sin encubrir absolutamente nada. Ningún servidor público del Poder Ejecutivo orientará resolución alguna que tenga que ver con la impartición de justicia”, subrayó.

En homenaje a las víctimas, ayer la bandera nacional se izó a media asta en todas las dependencias de la administración federal y el IMSS realizó un simulacro simultáneo en sus mil 416 guarderías. También se planea que en breve el presidente reciba a los padres afectados, que el gobierno federal ofrezca una disculpa pública y se construirá un nuevo memorial.

En el pasado las autoridades se limitaron a recibir las demandas y no proceder en ninguna forma en el plano estrictamente jurídico.

Nunca respondieron como se debía conforme a Derecho y dejaron trunco el debido proceso del caso.

Ahora la 4T está obligada a cumplir su oferta de justicia.

Y todo indica que al parecer así será.

El IMSS de Zoé Robledo ya presentó una denuncia penal contra Eduardo Bours por su responsabilidad en el caso.

Y Robledo seguramente que no está tomando esas decisiones de manera solitaria y personal.

El director del IMSS tiene un jefe, AMLO, que no lo es solamente en el plano administrativo sino político también.

Llamó la atención que su conferencia de ayer, el presidente López Obrador recordará que semanas antes de que ocurriera la tragedia de la guardería ABC, la elección para decidir quién sería el sucesor del inculpado Eduardo Bours en el gobierno sonorense, el PRI era un amplio favorito para ganar esos comicios.

Después de la tragedia el ánimo popular cambió de manera radical y finalmente el PAN, con Guillermo Padrés como candidato, ganó los comicios y el PRI fue sacado del palacio de gobierno de Hermosillo.

Lo dicho por el presidente en relación con la manera en que cambió el ánimo de los electores sonorenses después de la tragedia, y la posibilidad de que la justicia reclamada por los padres de familia de los niños fallecidos tiene una lectura de lo que pudiera pasar en las elecciones gubernamentales de Sonora en el ya muy cercano 2021.

Alfonso Durazo, Ana Gabriela Guevara y Lily Téllez son personajes políticos de Sonora que en Morena están ya a la espera.

Mostrar más

Jose Luis Camacho Acevedo

Periodista, columnista de El Heraldo de México, SDP Noticias y Monitor Xpress, colabora con Ciro Gómez Leyva los jueves a partir de las 8:00 am y es director de aeinoticias.com
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar